Entrevista: Sonia González, Arte y artesanía en barro.

Entrevista: Sonia González, Arte y artesanía en barro.

Entrevista

Sonia González: arte y artesanía en barro.

A que no sabías que en Colme hay una galería de arte? Os presentamos Sonia, la dueña de Son Pottery, en Carretera de Galapagar 5 la podéis encontrar. Sonia dedica su vida a hacer magia con barro. Entre risas y unas cervecitas nos ha contado cómo ha encontrado en el fuego y la fuerza de sus manos todo lo que necesitaba. Somos capaces de moldear nuestros sueños.

Pregunta: ¿Cuántos años llevas dedicada a la cerámica?

Sonia: “Dedicada haciendo cerámica mogollón, empecé en el 94. Entre medias he tenido parones porque he trabajado en otras cosas, no tenía dinero y todo el mundo necesita vivir. Por ello como 6 años no hice prácticamente nada de cerámica, pero luego vino la crisis del 2008, que me regaló un despido maravilloso y facilitó que volviera otra vez a la cerámica en 2009. He vuelto a hacer obras de arte de verdad.”

P: ¿De dónde te viene el amor y la inspiración por la cerámica?

Sonia: “De pequeña con mi padre íbamos de Córdoba a Andalucía. Mis padres son inmigrantes andaluces y cuando volvíamos todos los años a Córdoba pasábamos por Bailén, allí siempre parábamos y mi padre compraba un par de botijos o unos cántaros o no se qué…y el alfarero nos dejaba meter lo pies en la tina de la arcilla. La arcilla se hacía así antiguamente y aquella imagen se me quedó grabada en la cabeza. Desde aquel entonces empezó a gustarme.

Luego me hice mayor y entré en crisis cuando salí del instituto pensando en qué podía hacer con mi vida. Me fui a Inglaterra y visitando museos fui al “Victoria and Albert” que tiene un montón de artesanía de todo el mundo. Es el museo que más me gusta de todos porque no es un museo de obras de arte al uso, sino de obras de arte cotidianas y de la vida diaria, desde ropa, utensilios de la cocina, cristal, cerámica, lacados, joyería.

En ese entonces tenía poco o nada de dinero y lo que hacía era irme a pasear por el museo. Me di cuenta de que la sección que más me gustaba era de la cerámica, me quedaba horas analizando cada obra, incluso las de escultura japonesa!!

De vuelta a Madrid, vi que salieron los cursos de la escuela oficial de Cerámica y me inscribí. Recuerdo una noche de borrachera con mis amigos hablando y pensando que iba a ser alfarera (Se ríe). Disfruté mucho estudiar alfarería y la verdad es que siempre he sido una persona creativa.”

P: Perdona pero esta pregunta tenemos que hacerla (Risas) ¿Hay un antes y un después de la película “Ghost”?

Sonia:Yo recuerdo que cuando empecé a hacer alfarería en la escuela de cerámica con el profesor, me ponía colorada cuando subía el barro así… de aquella manera.

(Lo demás os lo perdéis porque la charla no da para incluirla en la publicación de esta entrevista, pero visitando la galería os podéis echar las risas con ella )

P: ¿En Colmenarejo hay vida artesana?

Sonia:Sí, bastante, lo que pasa que no se da a conocer. Conozco a Pedro Crocci que trabaja la madera, a Bell (Borboletas designers) que es ceramista y hace joyería,etc… y alguno más conozco por ahí…; lo que pasa es que Colmenarejo hasta ahora no ha sido un pueblo muy propicio para que se deje ver lo que haces…

P: ¿Pero a la gente del pueblo le interesa la cerámica?

Sonia: “Colme tiene un taller muy interesante del ayuntamiento, con una profesora muy buena que se llama Alicia Del Olmo, ya quedan pocos pueblos que tengan talleres de cerámica municipales (y yo creo que es un valor importante). Aparte de eso, en el pueblo en sí, no había notado ningún interés especial, pero a partir de abrir la tienda sí que hay gente que viene y aprecia lo que hago.”

P: ¿Cómo te vino esa valentía para emprender en Colmenarejo?

Sonia: “En principio mi idea era abrir en Torrelodones pero el plan se frustró porque me salió un trabajo y entonces lo dejé, hasta tenía el local casi alquilado.

Pasaron 2 años y dejé de trabajar en aquel sitio. Me vine de nuevo a Colmenarejo y me planteé que lo que me gusta es la cerámica, el arte, las cosas bonitas…

Pensé que Colmenarejo tiene montones de locales vacios, cerrados, no pasea nadie porque no encuentran nada que ver….. entonces decidí que era el lugar perfecto para abrir la galería y que la gente de repente dijera – ¡Anda! ¡si que hay cosas! – Esa fue mi motivación real.

Ahora estoy muy contenta, desde el primer momento que coloqué mis cositas en el escaparate ya estaba satisfecha, porque por primera vez todo tomó sentido. Las cosas estaban donde tenían que estar, colocadas y bonitas, la gente las podía ver…y dije bueno, si recojo mañana, ¿qué más da? al menos ya lo he intentado!

P: ¿Abres clases al público para dar talleres?

Sonia:Por ahora no, porque el local no reúne las condiciones que yo hubiera deseado. Me gusta mucho este local porque tiene una luz muy bonita, el lugar está muy bien, no he tenido que hacer obra de ningún tipo, con lo cual no he perdido nada, pero por ahora no puedo dar clases…más adelante! Es cierto que me ha preguntado mucha gente, también les digo que el ayuntamiento también tiene clases, lo que pasa es que a la gente quiere una oferta distinta de horarios.

P: ¿Proyectos futuros o paralelos?

Sonia: “Me gustaría que la galería aparte de ser de cerámica, fuese también centro de encuentro para artistas. Por ejemplo, las fotos que tenemos ahora son de Sofía Roncero, los cuadros de María Comas..me gustaría que fuese un lugar donde se junten cosas bonitas, que se comuniquen o cuenten actividades de mas personas. Sería el “leitmotiv” de ahora en adelante sumado a que venga la gente y vea la cerámica, que todo se retro alimente un poquito, no quiero que sea una cosa sólo mía, sino que sea un poquito de todos y todas….mientras esté esto funcionando claro…no sé qué pasará.”

P: Explícanos un poquito del comienzo en la tienda, tenemos entendido que te has hecho tú todo, los muebles, las estanterías…

Sonia: “Fue muy sencillito…llegué un día paseando y ví que ponía un teléfono de “se alquila” en el local y dije – mira, las oportunidades ya no las puedo dejar pasar – cogí el teléfono, llamé, vi la tienda y dije – ¡madre mía qué escaparate! – corriendo me fui a casa y pensando que esto lo tenía que montar sin que me costara un duro, o lo menos posible. Me puse a cortar maderas, a limpiarlas…he desmontado un montón de palets , me he pegado un trabajazo increíble!!

Lo único que he comprado han sido los listones, y esa lámpara en el Wallapop (señalando), que me costó creo que 10 euros (se ríe)…He hecho todos los muebles que hay: unas estanterías muy sencillitas, una mesa super bonita que estaba en mi casa muy abandonada y la lijamos…; el banco de carpintero que estaba muy antiguo metido en un trastero me lo traje….; la lámpara me la trajo un amigo, el mueble de los platos igual, hasta las luces led han salido de mi casa, o sea, todo de lugares recónditos…

P: ¿Qué día abriste la tienda?

Sonia: “Abrí en enero, pero en realidad la inauguración fue el 8 de marzo”.

P: ¿Hemos visto que promocionas vino también, es parte de tus productos?

Sonia: “Yo tengo varios amigos que elaboran vino. Con el Coronavirus y el cierre de la hostelería ellos estaban muy mal económicamente. Y aunque han seguido vendiendo online me dije – vamos a ver si hay alguna forma de colaborar – y entonces pensé que como son vinos especiales y ecológicos, encajan perfectamente con mi tienda y era también una buena manera de atraer otro tipo de público y empezar una especie de maridajes de vino y cerámica.

Son unos vinos con unas etiquetas muy bonitas, algunas las he diseñado yo también, fue una faceta de diseñadora que tuve justo después de la crisis del 2008 y me encantó, porque ellos confiaban en mí y la verdad es que quedaron bonitas…”

A Sonia le damos las gracias por recibirnos en Galería Son Pottery, y a ti te invitamos a visitarla en Carretera de Galapagar 5. Por ahora no hay horario específico de apertura pero puedes llamar al 639 01 07 80 o escribir a cambronsonia@gmail.com y agendar una cita. Estará encantada de recibirte.